Las Cosas de Abajo

Concentren su atención en las cosas de arriba, no en las de la tierra, pues ustedes han muerto y su vida está escondida con Cristo en Dios. Col 3.2-3

Si ponemos nuestra atención en las cosas de este mundo podremos ser exitosos, pero no seremos fieles. Debemos concentrar nuestra atención en las cosas que tienen valor y resultados eternos. Esas son las cosas de arriba.

El uso de las cosas de esta tierra no está prohibido en la Biblia, sin embargo estamos comprometidos con las cosas de arriba. Las cosas de este mundo sólo son útiles en su relación con las cosas de arriba. Esto no quiere decir que no debemos pensemos nunca en las cosas de este mundo; lo que significa es que estas esa no debe ser nuestra meta, nuestra prioridad, nuestro amo.

El cristiano debe mantener sus pies sobre la tierra y su cabeza en los cielos. Debe tener su mirada puesta en las cosas de arriba para traer las cosas de arriba a la tierra. Cuando hacemos esto manifestamos el reino de Dios en donde quiera que estemos.

¿Estás utilizando las cosas de abajo en beneficio de las cosas de arriba? ¿Es tu trabajo, tu hogar o tu escuela el medio en donde manifiestas el reino de Dios? Que la gracia de Cristo nos ayude a poner nuestro enfoque en las cosas que a él le interesan.